Agruras

Las agruras o pirosis es una sensación de dolor o quemazón en el esófago, justo abajo del esternón y es generada por la regurgitación de ácido gástrico. La sensación se origina en el pecho y puede extenderse hasta la garganta. La pirosis se ha identificado como una de las causas de la tos crónica e incluso puede confundirse con el asma.

Nuestro cuerpo evita este problema mediante  el esfínter esofágico inferior, que separa al estómago del esófago, el cual  se debería de contraer para evitar el trastorno. La peristalsis es la onda rítmica de contracción muscular en el esófago,  que en condiciones normales lleva la comida hacia abajo y es responsable de limpiar los contenidos del reflujo estomacal. El ácido gástrico puede neutralizarse con los tampones químicos de la saliva.

La sensación de ardor se origina por la exposición del esófago bajo a los contenidos ácidos del estómago. Si el esfínter se relaja por alguna razón (como ocurre habitualmente al tragar), los contenidos del estómago, mezclados con ácido gástrico, pueden regresar al esófago. Este regreso se conoce también como reflujo, y puede convertirse en enfermedad de reflujo gastroesofágico si ocurre frecuentemente.